martes, 12 de abril de 2011

Así son las cosas...

El VIERNES 1 de abril, apareció un mail en mi bandeja de entrada. Era de Pame, una gran amiga que había perdido por ahí. Una alegrón y una cantidad de recuerdos que ni sé por dónde empezar a contar. Vivía con la Concu, en el Castillo y fui a su casamiento con el Negro (el ex rosarino), así que se darán una idea de los recuerdos a los que me refiero. Los mejores años de mi vida, con ambos.

El SÁBADO 2 de abril, haciendo el último zapping de la noche, muy tarde, enganché The Wall en ese canal de mierda, TCM, que de vez en cuando pasa joyitas como esa. Me quedé, obvio, y recordé algo.

Vieron que a lo largo de la vida, uno va sintiendo que diferentes bandas van musicalizando todo??? Bueno, Floyd fue la banda sonora, sin dudarlo, que nos musicalizó todos los momentos al Negro y a mí. Y también fue la banda, junto con Zeppelin, que más compartí con la Concu (y Janis, podría agregar).

La primera vez que vino Roger Waters (7 de marzo 2002), escuché Wish you were here en mi casa, en la radio Y por teléfono, y todavía no lo conocía. Me llamó el Negro desde el estadio. Lo iba a conocer inmediatamente después de ESE recital.

La segunda vez que vino Roger Waters (marzo 2007), volví a escuchar Wish you were here por teléfono Y en vivo. Él estaba en la popular y yo en el campo, y ya estábamos separados. No sabía exactamente si estaba en el estadio, pero imaginé que sí.

Y sí, estaba, y mientras yo lo llamaba a él, él me llamaba a mí y tardamos en comunicarnos, pero nos comunicamos (como siempre). No recuerdo que nos hayamos dicho más que "Hola, sabía que estabas acá" al mismo tiempo y después, silencio y canción por teléfono.

El DOMINGO 3 de abril, en casa de HermanadeeMe, ultimando unos detalles porque me quedaba con la crianza parte del finde siguiente, mate va, mate viene... PUMBA, ring ring, sms entrante


"Estoy en LP viendo a U2, estás por acá?
Te busco donde estés"

Negro dixit

UPA

"Es Piiip", le dije a HermanadeeMe, y me reí. Se rió, me reí, y seguimos. Cambiamos algunos sms y me quedé con la nostalgia de todos esos recuerdos, más sabiendo que estaba ahí con el niño mayor, que ya es un hombre, pero tenía 10 cuando lo conocí y lo arropaba a la noche. El último sms fue como todos los últimos cuando nos comunicamos: "Beso, te quiero mucho, Negro feo" y la respuesta también fue la misma: "Beso, yo también te quiero mucho, eMe linda".

Es así nomás, ya se los he dicho... cuando menos te lo esperás,


EL PASADO TE EXPLOTA EN LA CARA




"Wish you were here"
Pink Floyd


martes, 2 de noviembre de 2010

Bla bla bla


"No me gusta para nada tu blog nuevo. Es un asco, una cagada.

Al principio lo leí, igual hay poco, pero es muy minita, y no da."

Y claro, corazón, si yo soy "minita", qué querés que sea???
Que vos me veas de otra manera es un problema enteramente tuyo, pero no, ya te dije que no tengo.

Este bonito "posteus minitus" también es enteramente tuyo. Llevalo nomás y hacé un póster.

jueves, 14 de octubre de 2010

Ni sí ni no ni blanco ni negro

"bla bla bla bla bla bla bla bla a ver, no es tan difícil darse cuenta, cuando no hay ningún NO, no hay ningún posible, porque no se habilita el DESEO, y entonces, bla bla bla bla bla..."

Ahhhhh cómo me gusta que me caigan estos ladrillazos en el medio de conversaciones "quenadaquever"

sábado, 25 de septiembre de 2010

La Concu, Martita

La quiero, más allá de todo. Es la persona más noble que conocí en mi vida. Tiene un corazón tan enorme como ella, que es enorme por dónde se la mire.

"No pienses que sos una persona oscura, porque vos sos un sol".

No existe nada ni nadie que haga que no le responda. Siempre, en todo lugar y momento, a toda hora, estoy disponible para ella. Lo saben todos los que me conocen "por fuera" de esto, ahora lo saben también ustedes.

La quiero por su generosidad, a flor de piel. Porque es sincera y de risa contagiosa, porque es leal, a ella y a los que elige. La quiero porque me abrió su casa ANTES que a ella misma. La quiero por aceptarme, sin saber muy bien cómo iba a resultar ese experimento. La quiero porque es gentil y bruta, cuando tiene sueño. La quiero porque no se le movía un músculo cuando les decía: "tomá, pasala por abajo de la puerta cuando cierres", mientras entregaba la llave de la puerta. La quiero por el Nesquick, y las galletitas con queso, y papas fritas, y la paraguaya, y José, y García, y el luchador, y el 2001 ("un año muy cogedor"), y los gatos, y Paty y Selma, y Rosario, y la movida, y el estar, siempre estar ahí. La quiero porque "es inmensa, como ciertas ciudades en las que vale la pena perderse", diría Calvino. La quiero por el humor negro, negrísimo, que tiene. La quiero porque es impune y torpe y cae parada. La quiero porque es descarada. La quiero porque se hincha las bolas y no le importa nada y se levanta y se va a dormir... con la casa llena de amigos. La quiero porque compartimos más de 4 años El Castillo, y fui feliz hasta empacharme. Porque compartimos el humor, el modo de mirar/ver la mayoría de las cosas. Porque sabe leerme, porque me escupe verdades a la cara como nadie. La quiero porque me conoce más de lo que yo creía, y es genial y gratificante que así sea. La quiero porque me reta. La quiero porque es una persona de esas que te transforman en más. La quiero por las carcajadas hasta el dolor de panza, y por las lágrimas también. La quiero porque no importa cuánto pase, cuando hablamos, todo está ahí, intacto.

La quiero por la mano en el pecho. La quiero porque sí.

Hoy me sale regalarle un mimo, sin que importen los detalles ni el por qué ni el como ni el cuándo. Y me conforma saber que ella entendería.

Yo sé que es así. Ella sabe que es así. Cierra por todos lados.

Marvin Gaye & Tammi Terrell
Aint No Mountain High Enough


miércoles, 25 de agosto de 2010

Mitad sí, mitad no

El otro día hablaba con una amiga y no recuerdo cómo salió el tema, pero terminamos hablando de los “hermanos” y recordé un diálogo que tengo bastante seguido: 

Cualquier boludo: eMe, vos tenés hermanos?
eMe: sí, tengo muchos! Somos 6
Cualquier boludo: Ah! Mirá al Abuelito eh?
eMe: sí, pero estamos repartidos, somos 6 en total, cada uno tuvo 4.
Cualquier boludo, pensando, con cara de cualquier boludo: ………
eMe, pensando, con cara de OH! No otra vez!!!: ……
Cualquier boludo: ¿???
eMe: el Abuelito y Madredeeme tuvieron a HermanadeeMe y a mí. Luego cada uno tuvo 2 más.
Cualquier boludo, con cara de haber descubierto la pólvora: ahhhhh!!! Pero entonces no son todos hermanos, no son TUS hermanos!!!
eMe: perdón?
Cualquier boludo: claro, vos tenés una hermana y 4 “medio-hermanos”.
eMe: perdón?
Cualquier boludo: claro…

Esta conversación, este tipo de pensamiento, lo escucho más seguido de lo que cualquiera pueda pensar, y a mí no deja de sorprenderme cada vez.

Qué significa ser “medio hermano” de alguien??? Digo, no es violento ese planteo, o soy yo, que tengo la cabeza demasiado planita y no sé nada de la vida???

Mis hermanos son mis tesoros, lo dije muchas veces. Los tengo tatuados en la piel (literalmente) y los llevo conmigo, siempre.

Un poco la diferencia de edad hizo que esto fuera así pero, además, la naturalidad del vínculo fraterno que nos une lo terminó de cerrar.

Son mi carne, mi sangre y parte de mi vida de manera indisoluble. Entonces, me pregunto: qué es un “medio hermano”??? Los quiero por la mitad??? Los cuido por la mitad??? Hasta el cromosoma 23 que le pasó el padre en común, los quiero, y a partir del 24, hamacate???

Qué es ser “medio hermano”??? Un brazo sí es mi hermano, y el otro no??? Cómo elijo la mitad correcta??? Derecho o izquierdo??? Arriba o abajo???

“Son tus hermanastros”, también me dijeron una vez. WTF??? “No señora, son mis hermanos, completitos. Sin medios!!!” No me pareció que entendiera lo que le quise decir, pero no es importante. 

A mí me tienen sorprendida esos planteos. Me parecen cortitos, chatos, muy mediocres, porque esta gente es la misma que después te dice “ah no, si es adoptado no es tu hijo” (la vecina de mi amiga, a mi amiga justamente), es la misma gente corta que piensa que todo pasa por la biología pura, que nada es vincular. Pobres, no saben lo que se pierden, no saben lo que alegran la vida 5 hermanos, todos mezclados, todos parecidos y todos diferentes. No saben lo divertido que es reconocerse en algunas cosas de ellos, tan particulares, tan innegables.

Yo, por las dudas, voy a seguir sacando fotos de cuerpo entero y voy  a seguir negándome a elegir alguna de las mitades.


miércoles, 11 de agosto de 2010

Lástima 1 - Boba 0

Hay personas que viven de la lástima.

Son las mismas personas que viven agarradas de un recuerdo, de algo que no fue o que tuvo el mismo impacto que un petardo húmedo.

Son personas débiles, casi diría insignificantes.

Personas PUF, personas emoticón virtual.

Y el problema con esto es que no les alcanza con vivir sentadas en su propia miseria, sino que NECESITAN compartirla, que todos seamos salpicados por su mediocridad.

Son personas que dicen: “yo soy blanco, blanco, blanco!!!” pero se les escapa el gris por todos los costados. Gris, porque ni siquiera llegan al negro.

Personas que ponen su energía en odiar eso de afuera, eso que está en otro lado, en lugar de ponerla en lo que tienen. Que no tengan nada puede ser un factor importante, claro. Personas que miran todo el tiempo por la ventana porque mirar para adentro les muestra la ausencia de… algo más, ponele.

Siempre pensé que la diversidad en los modos de transitar las cosas hace que todo sea  más entretenido. Siempre hasta que leo cosas que me lastiman la retina, y me hacen picar las manos.

No creo que sea una cuestión de género, pero debo admitir que las mujeres tienden a compartir más sus bajezas públicamente, y esto de los blogs les vino como anillo al dedo para tener ahora el querido diario que no tuvieron cuando tenían 13 y TODO era definitivo, para siempre. La disfrazan, claro, y aunque creen que tienen mucha inventiva, cualquiera que sepa leer (lo que se dice al ras y lo que se dice entrelíneas) se da cuenta cuál es el metamensaje (puuuuaaaa siempre quise usar esa palabra acá!!!).

Son personas que se quejan todo el puto tiempo de cosas que ellas mismas hacen, pero que su vida corta les impide darse cuenta.

Critican a los que hablan mal, hablando como el orto.

Critican a los diferentes, parándosé en la vereda de los YO SOY ESPECIAL.

Critican y dicen “no podés vivir sin mí” mientras el otro se tomó el 60 diferencial hace  4 días y no solo ya llegó a destino, sino que se quedó. Pero ellas siguen repitiendo como un mantra: “vos, que estás allá y no estás acá, no podés vivir sin mí…”

No es genial???

Creo firmemente que cuando una persona piensa que un gran proyecto laboral fueron 3 meses de contrato, o que 3 putas semanas de revolcada fueron una gran historia de amor tiene serias dificultades para otorgar valor a las cosas.

A ver si vamos siendo claros (y voy a repetir algo que le dije a alguien): “por favor!!! Basta con el papel de personita viuda, 3 semanas NO es una pareja. 3 putas semanas no es una historia de amor. Un par de polvos son ESO un par de polvos.”

Y cuando me dijeron: “pero YO fui especial para esa otra persona” hice una pregunta, “ok, dónde está?”. No volvieron a hablarme.

Ojo, esas 3 semanas pueden marcar una diferencia, claro, pero cuando del otro lado NO hay retorno, la diferencia no nos está favoreciendo. Seamos claros, no tiene nada de malo un gran proyecto laboral de 3 meses, sobre todo si marca y deja ALGO. Tampoco tienen nada de malo 3 semanas de polvo polvo y polvo. Pero ESE es el valor real. Ni más ni menos. ESE (que no es poco, claro). 

Entonces, yo me pregunto, qué les pasa a las personas que se quedan agarradas de una ilusión pelotuda??? Qué les pasa que no tienen nada más importante en su vida en qué poner su atención??? Qué les pasa que van por la vida diciendo, esgrimiendo con el dedito levantado y un nudo en el estómago que fueron lo mejor de/para eso otro, sin notar que no están en/con ese otro??? Qué parte de que no vas todos los días a laburar ahí y de que la mitad de tu cama está vacía (de ESA PERSONA) no entendiste??? 

Como decía, son personas cortas, que van por la vida agarradas del piolín de un globo pinchado, rumiando la idea de que fue OTRO el que se los pinchó, porque siempre es mucho más gratificante que la culpa la tengan otros. Y está bien, la culpa puede ser de otros, pero la responsabilidad no. Nunca es de otro la responsabilidad de sentarse en una silla que estaba ocupada. Digo, podés decir “uh, disculpame, no te vi”, pero no podés quejarte si te apoyaron.

Son personas livianitas como una burbuja de jabón en polvo berreta, de ese en el que las boludas tararean, personas que destiñen, que no dejan marcas, que pasan sin pena ni gloria por la vida de cualquiera. Son personas que apelan a la lástima cuando se les acaban (o notan que no tienen) otros recursos. Personas que no logran que alguien les sostenga la mirada, les deje la mano en el lomo o les digan “No sabés las ganas que tenía de estar acá y nada más que acá!!!”

Son personas que no se dan cuenta que en la vida de los otros son como pastillas efervescentes. Cuando baja la espuma, no queda nada de ellas.